Jesucristo

El espíritu de Jesús

Un pastor de la Iglesia reformada de Suiza proyectó fundar un instituto de diaconisas, pensó en la gran obra de ...

Santos

San Pedro Julián Eymard

Un joven estudiante, por su desesperada salud, ha de abandonar el seminario donde se prepara para el sacerdocio. Agonizante en ...

Diversos

Preguntas y Consejos a Papa y Mama.

El Ministerio de Padres y Madres Orantes en sus doce años de existencia ( 1999-2015) ha podido ver que  la ...

Actividades

Retiro en la Parroquia de Santiago en Boaco, Nicaragua

En la Parroquia de Santiago el Apóstol en Boaco, Nicaragua el Ministerio de Padres y Madres Orantes tuvieron el primer retiro del año con el Sacerdote Guillermo Blandon en Tuestepe. Fue una mañana enriquecedora para nosotras.

El Sacerdote estuvo compartiendo sobre el proceso de salvación de cada cristiano, nos afirmo que dicho proceso es personal. En primer lugar tenemos que aprender a ser humildes, aceptando nuestra propia verdad.

Nos hablo de la necesidad de elevar nuestra vida espiritual, para ser mejores madres.

Terminamos al medio día con la celebración de la Sagrada Eucaristía y muy animadas para trabajar en el crecimiento espiritual. ¡ALELUYA GLORIA A DIOS!

Maria

Fátima, siempre actual

No es la primera vez que decimos que a nuestra Emisora llegan con frecuencia cartas sobre los mensajes de nuestro Programa. Naturalmente, que las agradecemos. Todas suelen ser de estímulo y de agradecimiento. No las contestamos normalmente. Pero hoy vamos a hacer una excepción…

Familia

El trabajo en la familia

No es la primera vez que empiezo el mensaje recordando cosas que nos exponía el Director de nuestro Grupo, un sacerdote que nos hizo tanto bien. Aquel día nos iba a hablar de la importancia que el trabajo tiene en la vida de familia, y comenzó con un recuerdo personal que yo he tenido después siempre muy grabado en mi mente. Nos lo contó así…

Gracia

La tarea número UNO

Aquel domingo empezó la Misa primera de la Parroquia con el templo casi vacío. Naturalmente, que el Cura sabía de sobras a qué se debía la falta de asistencia a horas tan tempranas. Y se ahorró aquel día la homilía, sustituida por estas palabras cargadas de buen humor, después del saludo inicial…